Los tres intocables de Jagoba Arrasate

0
16

En cada equipo de fútbol hay jugadores claves. Jugadores principales para su entrenador y David García, Sergio Herrera y Rubén García son para el técnico de Osasuna, Jagoba Arrasate, que convirtió a estos tres jugadores en indiscutibles para la aventura del campeonato.

El zaguero central de Ibero corona este podio con 1.800 minutos jugados dividido en 20 juegos que jugó este año en LaLiga Santander hasta la final ante el Eibar el pasado domingo. No fue convocado contra Barcelona y Valencia.

Por su parte, Portero de Burgos Disfrutó de 1.787 minutos de los 1.980 posibles en los 20 días que pudo llevar la camiseta del Osasuna esta temporada. Arrasate ha decidido colocarle ante el Villarreal y Elche, mientras que, durante su visita al Alavés en El Sadar, el técnico vizcaíno ha tenido que dejarle entrar por la lesión de Rubén Martínez, segundo portero rossoneri.

El talentoso delantero de Xàtiva Es el tercero en cuanto a minutos para el equipo (1.766), pero la primera posición de toda la plantilla del conjunto navarro en partidos en los que ha tenido minutos (22). García ha jugado en las 5 victorias, 7 empates y 10 derrotas que ha marcado Osasuna hasta el momento.

El capitán Oier Sanjurjo y su sustituto natural para el futuro, Jon Moncayola, son los dos hombres detrás en términos de minutos jugados.

Aunque ambos han jugado 21 partidos, el de 22 años lidera por 20 minutos (1,575) sobre el veterano de 34 (1,555).

Las constantes lesiones que ha registrado el equipo han hecho que su entrenador no haya podido contar con la continuidad de muchos de los jugadores llamados a ser importantes en la campaña del centenario.

Aridane se perdió diez jornadas y Jonathan Calleri cinco por su lesión en la rodilla derecha más la primera fecha del campeonato ya que aún no formaba parte del primer equipo de Osasuna.

El croata Budimir tocó la bocina el último día del mercado de fichajes de verano, por lo que se perdió los primeros cinco partidos. Además, su positivo por covid-19 le impidió estar ante Eibar y Athletic y un revés muscular le impidió jugar en el Benito Villamarín el 1 de febrero.

Los casos más extremos son Lucas Torró y Jony. El mediocampista alto jugó 489 minutos de los 1.980. El asturiano suma solo 596 tras llegar a Pamplona con el brazo titular de la Lazio. La mala suerte se apoderó de ambos.

Afortunadamente y duro trabajo diario, Arrasate ve cómo poco a poco va recuperando tropas para afrontar la segunda vuelta con las mayores garantías posibles y así continuar en su lucha por mantener la categoría tras un inicio frenético marcado por las lesiones, las decisiones arbitrales y la mala suerte que tuvo. ha acompañado a Osasuna en la ida del campeonato.

.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí