Inicio Actualidad Biden lidera a Trump en las encuestas, que no descartan sorpresas

Biden lidera a Trump en las encuestas, que no descartan sorpresas


los predicciones electoral sigue dando ventaja a la candidatura presidencial del demócrata Joe Biden, pero están reforzando en algunos estados clave las posibilidades de reelección de Donald Trump, quien este jueves tuvo un último debate televisado más tranquilo y apto para atraer el favor de los indecisos, quienes decidirán el desenlace de esta insólita campaña el próximo 3 de noviembre.

Detrás de la cara a cara En Nashville, el último de los dos que finalmente se celebraron entre Trump y Biden, las encuestas instantáneas dan al ganador demócrata, que este desempeño favorable podría verse recompensado con una mejora en las encuestas, aunque centro a nivel nacional, casi inmutable desde el verano.

Según la encuesta de CNN, el 53% da a Biden como ganador del debate, con un 39% que considera que triunfó Trump, quien mantuvo un tono más tranquilo que en la reunión anterior. Data for Progress (afiliado a los demócratas) publicó resultados similares (52% -41%, a favor de Biden), mientras que YouGov amplió el margen del demócrata (54-35).

Trump habría necesitado una gran victoria entre quienes vieron el debate (un segmento no representativo del electorado general) para trasladar su actuación en el debate de Nashville a la intención de voto, algo que todo indica que no sucederá.

los promedio ponderado de encuestas nacionales por FiveThirtyEight da a Biden una intención de voto del 52,1% a nivel nacional, 9,8 puntos porcentuales por encima de Trump, mientras que el promedio simple de RealClearPolitics le da al demócrata un margen de 7,9 puntos por delante del presidente republicano, una ventaja que se ha mantenido sin cambios desde julio.

Percepción de mala gestión de la pandemia de coronavirus Por parte de la Administración Trump parece haber sido clave en la intención de voto de los estadounidenses y ha contribuido a crear esa distancia entre Biden y Trump, quienes en la primavera estaban técnicamente empatados.

OFERTA VENTAJA, PERO INSUFICIENTE

Sin embargo, Trump ha recortado distancias en dos de los estados que serán más decisivos en los resultados de la noche electoral del 3 de noviembre: Pensilvania y Florida.

En Florida, Biden ha pasado de tener un margen de unos cinco puntos hace dos semanas a apenas tres puntos, dentro de las bandas de error habituales y por debajo del desajuste entre encuestas y resultado final de casi el 5% de las elecciones generales de 2016.

En Pensilvania, Biden adelanta a Trump por unos seis puntos en intenciones de voto, por lo que tampoco es un margen cómodo para asegurar un resultado incontestable para el demócrata y para abordar las dudas sobre una victoria demócrata planteadas por el mandatario, que no ha criticado ninguna evidencia para votar por correo como fraudulento.

Biden lidera a Trump con márgenes mínimos y hasta 8 puntos en todos los estados considerados clave en estas elecciones, porque pueden inclinar un lado u otro de la balanza, en el Medio Oeste, en el Sudoeste y en el Este del país.

Además, Trump mantiene solo una ventaja mínima de dos puntos en la media de encuestas de Texas (Medio punto, según FiveThirtyEight), una fortaleza republicana que desde 1976 ha dado 38 votos electorales a los republicanos, de los 538 en juego.

Un estado demócrata de Texas sería un cataclismo de dimensiones históricas para los republicanos, que sin los 55 votos electorales de California y los del estado «Lone Star» tendrían que cambiar todas sus matemáticas electorales durante años y seguramente moderar muchas posiciones en una era post-Trump para atraer a un grupo de votantes más diverso .

PARTICIPACIÓN MASIVA

los participación masiva en votación anticipada y por correo En estas elecciones, también suma renovada preocupación a los republicanos, quienes generalmente se ven perjudicados si esta cifra es alta, ya que implica una mayor afluencia de afroamericanos e hispanos a las urnas, grupos con un mayor porcentaje de votantes demócratas.

Mas de 50 millones de estadounidenses Ya votaron anticipadamente, lo que representa una participación del 35% 11 días antes del día de las elecciones, señal que augura una participación histórica a pesar de la pandemia de coronavirus, que ha llevado a muchos a votar por correo.

En la crítica Texas la votación anticipada ya es el 70% de toda la participación en 2016, según datos oficiales recopilados por el profesor de la Universidad de Florida Michael McDonald, un fenómeno que además de haber provocado largas filas para votar tiene a analistas e investigadores asombrados.

Luego de varios ciclos electorales advirtiendo de la importancia de la Voto hispano, 2020 podría finalmente ser el año en el que la participación de la minoría latina, así como la Afroamericanos, tradicionalmente afectados por las políticas de represión, ponen patas arriba el universo político estadounidense.

.



Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Most Popular

Recent Comments