La Junta General celebrada este viernes, además de los puntos habituales sobre terrenos comunales, contaba con dos puntos que suscitaron mucho interés, la posible ampliación de Baztan Abentura Park y la consulta popular de Erdiz.

En los que respecta a parque de Beartzun, Mattari Alzuarte, representante de Bidasoa Kultur Zerbitzuak (BKZ), empresa que lo gestiona, solicitó a la Junta General la cesión de unos terrenos comunales en Beartzun para la ampliación del parque, que, según el anteproyecto presentado por la empresa gestora, consistiría instalar nuevas actividades, un edificio social, cabañas en altura y un nuevo aparcamiento, «quedando condicionado el uso del comunal a la mejora de las condiciones de acceso y obtención de las autoridades necesarias». Con esta actuación, BKZ pretende «consolidar la actividad del parque, estabilizar los puestos de trabajo existentes y ampliar la plantilla».

En la sesión de este viernes, el alcalde jurado de Elizondo, Aitor Bazterrika explicó que el 24 de septiembre el pueblo de Elizondo celebró un batzarre en el que tras debatir sobre la propuesta de BKZ, varios vecinos propusieron no votar ni sí ni no, y dejar sobre la mesa el tema 3 meses, hasta la próxima Junta. Paralelamente propusieron formar una mesa de trabajo en la que participaría una representación de la Junta General, representantes del Gobierno de Navarra, de BKZ, del pueblo de Elizondo, y vecinos de Berro, Beartzun y Antzanborda. El objetivo de esta mesa sería abordar el tema de la carretera y del tráfico de la misma, para aclarar si existe una garantía del ejecutivo foral para remodelar dicha carretera. Bazterrika también explicó que en el caso de que la Junta General decidiera no apoyar dicha propuesta, el batzarre de Elizondo decidió votar en contra de la propuesta de BKZ.

LEER  Pamplona pasa el testigo a Mendavia para celebrar el Rey de la Faba de 2022

Posteriormente, varios alcaldes jurados tomaron la palabra para dar cuenta de las decisiones tomadas en los batzarres celebrados, (no se celebraron en todos los pueblos). Algunos alcaldes jurados informaron que los batzarres de sus respectivos pueblos habían decidido apoyar la propuesta de BKZ, siempre condicionada a la remodelación de la carretera de acceso. Otros tantos señalaron que en los batzarres había decidido apoyar la propuesta de dejar sobre la mesa la decisión para trabajarla más durante los próximos 3 meses, hasta la celebración de la próxima Junta General.

Tras las palabras de los alcaldes jurados, tanto Isabel Olave, concejal de Navarra Suma, como Rubén Ciganda, de Geroa Bai, mostraron su malestar por no abordar el tema de una vez y dejarlo otra vez sobre la mesa, alegando que se estaba demorando mucho y que había suficiente información para dar una respuesta al promotor.

Xabier Torres, concejal de turismo (EH Bildu) respondió que «dejar sobre la mesa la decisión no es rechazarla, quizás es mejor esperar tres meses y decidir bien las cosas que votarla ahora y rechazarla». Argumentó que no existe ningún compromiso por escrito respecto a la carretera, ningún proyecto, ninguna firma ni partida presupuestaria que garantice la remodelación de la calzada, por lo que abogó por trabajar esta opción durante los próximos meses.

La discusión fue intensa, y finalmente se votó la propuesta del batzarre de Elizondo, es decir, no votar la propuesta presentada por Mattari Alzuarte y crear una mesa de trabajo para abordar el tema de la carretera. La decisión fue secundada por 21 miembros de la Junta General y contó con 8 abstenciones y ningún voto en contra.

LEER  El Ayuntamiento de Baztan decidido a dar pasos firmes hacia la igualdad

ERDIZ Por otro lado, La Junta General de Baztan acordó pedir al Ayuntamiento de Baztan que organice una consulta popular sobre el proyecto de cantera que Magnesitas Navarras (MAGNA) pretende llevar a cabo en el pastizal comunal de Erdiz, en la que se planteará una pregunta a los y las baztandarras: Estás a favor del proyecto de mina que Magna quiere realizar en el pastizal popular de Erdiz?, a lo que responderán sí, no o en blanco.

Según informaron en la sesión celebrada este viernes, la Ley Foral 27/2002 que regula las consultas populares de ámbito local dicta que la organización de estas consultas corresponde a los ciudadanos y las ciudadanas, o al Ayuntamiento. Por lo que la Junta acordó, con 24 votos a favor, 3 en contra y 2 abstenciones, pedir al Ayuntamiento la organización de la consulta, en los términos expuestos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *