Inicio Economía Marcha atrs en un desahucio practicado al borde del toque de queda...

Marcha atrs en un desahucio practicado al borde del toque de queda en Barcelona


El BBVA permite el regreso de una vecina desalojada anoche con tres menores y negocia un alquiler social

Ruth, esta tarde, junto al domicilio.

Ruth, esta tarde, junto al domicilio.

  • Vivienda.

    Una asignatura pendiente en la periferia de Barcelona

La rabia del jueves se ha tornado en euforia este viernes en Ciutat Meridiana, uno de los barrios ms azotados por los desahucios y la pobreza en Barcelona. El jbilo estall cuando Ruth recuper las llaves de manos de un operario enviado por el BBVA, al da siguiente de ser desalojada con sus tres hijos menores, a dos horas del toque de queda por el coronavirus. La mujer, con su beb a cuestas, fue agasajada por los vecinos, muchos pendientes de desalojo en este extremo de Barcelona, que purga cinco desalojos a la semana de media. «Los hemos desbordado», se felicitaron miembros del Sindicato de Vivienda de Nou Barris, que exigen que el consejero de Interior, Miquel Smper, y el comisario jefe de los Mossos d’Esquadra, Eduard Sallent, dimitan y que se investigue un operativo policial que tachan de violento y desproporcionado.

El desahucio de Ruth es uno ms de los 70 a 80 que se practican cada semana en Barcelona, segn el Ayuntamiento. Pero impactan las circunstancias en las que se vio la mujer, que okup el domicilio sin mediar hipoteca ni alquiler hace dos aos. Segn su versin, volvi al medioda a casa y se encontr con la cerradura cambiada. Se las vio sin techo y sin poder entrar a casa sin esperarlo.

«La abogada se haba olvidado de enviarle la notificacin a tiempo», lamenta el presidente de la Asociacin de Vecinos de Ciutat Meridiana, Filiberto Bravo. Por indicacin de la entidad, Ruth opt por entrar en casa. «Tena todas sus pertenencias», justifica Bravo. Al penetrar, salt la alarma que se instal en el piso; al poco, se presentaron guardias de seguridad y mossos. «Llegu a contar 20 furgones y los coches eran incontables. Era un despliegue propio de un ejrcito. Nos desalojaron violentamente, rompieron la ropa a algunos…», describe Bravo. Con la tensin desatada, Ruth se decidi a abrir la puerta a la polica. Pas la noche en una pensin.

La polmica que el desalojo alcanz al difundirse forz al Ayuntamiento y el BBVA a tratar de resolver el caso. «No sabamos que era una familia vulnerable. En ese caso, no se deja nadie a la calle hasta que se encuentra alternativa», defiende el banco. El Consistorio insta al BBVA a que, de acuerdo a la ley catalana, conceda un alquiler adaptado a los ingresos de la familia. La concejal de Vivienda, Luca Martn, recuenta 10 desahucios ejecutados esta semana en Barcelona, con el estado de alarma vigente.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

.



Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Most Popular

Osasuna Jagoba Arrasate: «Estamos ante un mes muy importante»

El técnico del Club Atlético Osasuna, Jagoba Arrasate, dijo que su equipo afronta "un mes muy importante" antes de que comience el carrusel de...

Albéniz, Gual: el pasado no vale

Centennial Anniversary El fútbol siempre ha vivido cerca de los resultados. Lo que hiciste antes importa poco. El dicho es correcto: "Los...

Llega la primera nevada al País Vasco

Llega la primera nevada al País Vasco

Recent Comments